Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.





Considerado uno de los más bellos en el pirineo, el Ibón de Plan, lago glacial ubicado al norte de la provincia de Huesca, representa un lugar mágico y encantador. En este lugar existe una bonita historia sobre la aparición de una joven musulmana que cada 24 de junio —el día de San Juan— lleva a cabo una danza sensual en la superficie del agua.

El mito ha llamado la atención de gran cantidad de curiosos, fascinados además por la impresionante belleza del tesoro natural; preguntan a los lugareños la historia de esta joven, cuyo fantasma aparece —así cuenta la leyenda— anualmente desde que se perdió en las cumbres pirenaicas mientras escapaba de los combates entre cristianos y moros.

Pero para los más escépticos, aquellos que van en busca de aventura y de disfrutar de un lugar de ensueño por su sola belleza natural, el Ibón de Plan ofrece una visión más terrenal y es que los picos, el bosque de pino negro y la nieve que rodean el lago, se presentan imponentes sobre todo su reflejo en el agua a 1,910 metros de altura.

El lago no solo permite cargar energías —con su propia observación—, también disfrutar en familia o entre amigos en sus alrededores, por lo que desde ya te invitamos a visitar el Ibón de Plan —llamado así por su cercanía a la población de Plan—.

Llegar hasta allí es sencillo y puedes hacer un recorrido desde diferentes lugares:

 Ruta al Ibón de Plan desde Plan

Ibón de Plan o Basa Mora / Foto: J. Gallán

Ibón de Plan o Basa Mora / Foto: J. Gallán

Uno de ellos es el que da inicio en el propio pueblo de Plan —cogeremos como referencia de inicio la piscina del pueblo—, para un recorrido (solo ida) de una duración de 4h aproximadamente, lo que implica 13.5 kilómetros y un desnivel acumulado de 980m.

Tras tomar el camino al embalse de Plan d`Escún viramos hacia un sendero que nos llevará directamente al lago en cuestión. Tras atravesar el bosque y toparnos durante la trayectoria con el barranco de Ibón, llegamos hasta un sendero, el GR15, para seguir rumbo a Armeña y Barbaruen.

Más adelante, llegarás al valle glaciar repleto de peñas con alturas superiores a los 2000 metros, para luego tener ante tus ojos el magnífico Ibón de Plan.

Puedes bordear el lago y disfrutar de las diferentes perspectivas que irás encontrando y que te dejarán con la boca abierta.

 Ruta al Ibón del Plan desde el refugio de Lavasar





Desde el pueblo de Saravillo una pista de 11, 6 km nos lleva al refugio de Lavastar, que está localizado a unos 1930 metros de altura —el acceso en vehículo de su totalidad es complicado, ya que conforme te acercas al refugio aumentan los socavones en la misma—. Una hora más tarde estarás en el refugio de Lavastar.

Desde el refugio de Lavastar, el recorrido continúa pero a pie para en unos 3 kilómetros de trayecto y 30min llegar al Ibón de Plan.

Te adentras en un sendero rodeado por un bosque de pino negro y abetos que conduce hasta el valle. Aquí hacemos un paréntesis y te sugerimos no perder de vista el espectáculo ante tus ojos.

Posteriormente llegas hasta el lugar donde había un ibón que desapareció hace muchos años producto de la sedimentación, dando paso a las montañas que seguirán deleitando tus sentidos.

Sin más tiempo que perder sigues hasta llegar hasta el Ibón de Plan, ya en este momento estarás a una altura de 1910 metros.

 

Si eres de los que prefiere meditar, podrás hacerlo sentado a la orilla de este lago, cuyas aguas cristalinas no dejarán de sorprenderte. Pero ante todo, no dejes de visitar este importante escenario natural por nada del mundo.

No Hay Más Artículos