lunes, julio 4, 2022
InicioDestinosAmérica SurTrekking Huayhuash

Trekking Huayhuash

UNO DE LOS 10 TREKKINGS MÁS HERMOSOS DEL PLANETA

El circuito de la espectacular cordillera Huayhuash, en los Andes peruanos, es uno de los trekkings más bellos de todo el mundo. Un recorrido de 8-10 días de duración con varios pasos que rondan los 5.000 metros de altura en los que, a lo largo de la ruta, contemplaremos algunas de las montañas más abruptas y salvajes de la tierra, como el Yerupajá (6.617m) o el Siulá Grande (6.344m), la montaña del famoso libro/pelicula de Joe Simpson (Tocando el Vacío).

La extraordinaria belleza de este lugar la conoce bien nuestro amigo Sergio Ramirez, fundador de la compañía de guías nuestramontana, con la que lleva más de 25 años organizando este y otros trekkings en los Andes. Todo un privilegio poder compartiros el fantástico reportaje que Sergio nos dedica sobre el trekking Huayhuash.


Texto y fotos: cortesía de Sergio Ramirez Carrascal (nuestramontana.com).


MESSNER Y HABELER. YERUPAJÁ GRANDE, AÑO 1969.

En 1969, dos desconocidos jóvenes alpinistas abrieron una ruta en la cara este del Yerupajágrande (6.636m) sobre la emblemática cordillera de Huayhuash, enclavada en los andes peruanos. Años después, uno de ellos quien participaría de esta expedición reemplazando a un miembro del equipo original, relataría en uno de sus libros los difíciles momentos y el “miedo” que pasaron sobre esta majestuosa y vertical pared, vista desde las hermosas praderas del poblado de Queropalca, el que se mantiene al día de hoy, tan intacto y natural como cuando Reinhold Messner y Peter Habeler, lo vieron desde la cresta cimera de la segunda montaña más alta del Perú.

Años más tarde, cada uno escribiría su propia historia. La ruta nunca ha sido repetida.

Yerupajá Grande. Foto original: Thom95 [CC BY-SA 3.0] via Wikimedia Commons.

Trekking Huayhuash

UN LUGAR QUE SUPERA TODA EXPECTATIVA

La cordillera de Huayhuash se ha convertido en uno de los 10 destinos de caminata más hermosos del planeta, aquí confluye gente de todo el mundo buscando esa sensación de libertad que encuentran durante el día a día en este codiciado recorrido. Todos quienes lo han hecho coinciden en lo mismo, el lugar supera toda expectativa, simplemente hermoso.

MAPA Y PERFIL DEL TREKKING HUAYHUASH

MATACANCHA, INICIO DEL TREKKING

Como detenidos en el tiempo, igual que aquel pueblo que Messner y Habeler observaron, atravesamos dos poblados que no han cambiado nada desde aquellos años, Llámac y Pocpa, cuyos pobladores sonrientes salen efusivos a saludar a cuanto visitante llega y atraviesa sus estrechas callecitas de postal. Toma unas 5 horas alcanzar Matacancha (4.413m), lugar donde empieza el trekking, desde Huaraz (3.100m), ciudad donde se organiza toda la logística para esta travesía.

Los arrieros y sus burros nos esperan para cargar el equipaje y empezar a caminar, hay que llevarlo todo, en el camino tan solo la fauna y flora silvestre serán nuestra compañía en una ruta que puede durar desde 8 a 11 días si la queremos disfrutar en su totalidad. Los 120 kilómetros aproximadamente que recorre este paraje escondido del planeta encierran aún el concepto puro de aventura y soledad.

PRIMEROS PASOS: BELLEZA A MÁS DE 4.000 METROS.

Cada día hay que ganarle a Huayhuash un paso de altura, el primero de 4.700m (Cacananpunta) descendiendo y acampando en la laguna Mitucocha (4.200m) donde en 1961, un joven Walter Bonatti quedaría impresionado del lugar antes de hacerle una ruta al nevado Rondoy, que tampoco ha sido repetida.

Jirishanca visto desde las inmediaciones de la laguna Mitucocha.
Yerupaja Chico, Jirishanca y Jirishanca Chico desde la laguna Mitucocha. / Foto original de Jordi Vives

El segundo paso se erige a 4.650m (Carhuac) alcanzando en la bajada la laguna Carhuacocha (4.350m), cuyo amanecer es uno de los más increíbles que se pueden apreciar en las montañas. Las paredes rocosas y de hielo blanco se tiñen de naranja cuando a la salida del sol, este ilumina con sus rayos de vida el campamento y nos pone literalmente de rodillas ante tanta belleza natural. Eso sí, hay que levantarse temprano y abrigarse bien, a esa hora el frío suele ser intenso, hay que ganárselo.

El tercer paso resulta más que imponente, previamente se atraviesa el mirador de las 3 lagunas: Quesillococha, Siula Cocha y Gangrajanca, cuyas aguas turquesas vertidas desde los grandes glaciares del Yerupajá, Siulá y Carnicero, hacen retumbar la tranquilidad del precioso valle con alguna avalancha desde sus verticales paredes de roca y hielo que se pierden en estas frías aguas.

En el mirador de las tres lagunas: Quesillococha, Siula Cocha y Gangrajanca. / Foto original de Jordi Vives

Llegar al Paso Siulá (4.800m) hará que nuestra jornada más larga del trekking valga la pena, una impresionante cadena de montañas aparecerá ante nuestra vista, tendremos a mano nevados superiores a 6 mil metros, glaciares colgantes que descienden a pintorescos valles y se pierden en ríos que terminan su viaje en el mar del Pacífico e incluso en el mismo Atlántico. Aquí existe una naciente del poderoso río Amazonas.

Descenderemos al campamento que da nombre a todo este lugar, Huayhuash, un roedor muy poco conocido que ingresa a las casas en las zonas altas de la sierra y se alimenta con la sangre de animales de los pobladores como el conejillo de indias o “cuy”, esta carne es muy apreciada durante alguna celebración importante en la cultura andina.

Paso Trapecio, una de los recorridos alternativos del trekking del Huayhuash. Foto original de Sergio Ramirez.

BAÑOS TERMALES DE VICONGA. MERECIDO DESCANSO EN EL ECUADOR DE LA RUTA

Andados ya algunos días y a mitad de ruta, se nos presentan los baños termales naturales de Viconga, con vista a otra cadena montañosa local. Una buena ducha caliente a 4.600m hará que el cuerpo se revitalice para la parte final del circuito, que continúa hacia el punto más alto, los 5.000m del paso Cuyoc. La privilegiada vista de las salvajes caras suroeste de las montañas volverá a sorprendernos como todos los días.

Campamento Huanactapay, final de la quinta etapa del trekking. / Foto original de Jordi Vives.

Las lagunas no dejarán de aparecer, las hay por doquier, de todo tamaño, forma y color, en algunas se puede pescar truchas.

Este día visitamos el “Paso San Antonio” (5.100m) un mirador excepcional a gran parte de la cordillera de Huayhuash, imperdible, un poco más de esfuerzo que merece la pena.

Descenso del Paso San Antonio. Abajo la laguna Jurau. Al fondo entre nubes: Rasac (6.017m), Yerupajá (6.617m) y Siula (6.344m). / Foto original de José Mostajo.

HUAYLLAPA: CULTURA Y TRADICIÓN

Alcanzaremos al otro día la zona mas “baja” del trekking (3.500m), otro lugar detenido en el tiempo, de esos que nos fascina recorrer, el poblado de Huayllapa, donde la gente local aún conserva tradiciones y vestimentas típicas y como no, participar con ellos de alguna amena charla y una buena cerveza para el calor que se percibe en este colorido valle.

Ascenderemos nuevamente para alcanzar en días diferentes, los pasos de altura Tapush y Yaucha, de 4.750m y 4.650m respectivamente. Antes del día final del trekking, nos desviaremos hacia un punto llamado “El mirador”, un excepcional punto donde observaremos la casi totalidad de la cordillera, viendo impresionados el recorrido que hemos hecho hasta ahora.

FIN DE RUTA EN LA LAGUNA JAHUACOCHA. NOSTALGIA Y DESEOS DE VOLVER

La emblemática laguna Jahuacocha (4000m) será el lugar de cierre del trekking, el atardecer nos incluirá en una mágica pintura natural y el ambiente montañero que se vive será inolvidable.


Laguna Jahuacocha con los nevados Niñashanca, Rondoy, Jirishanca, Yerupajá Chico y Yerupajá / Foto origianal: Sergio Ramirez
Finalizando el trekking con la cordillera Huayhuash de fondo / Foto original: Jodi Vives

La alegría de volver pronto a casa con la nostalgia de dejar tan precioso lugar se percibe siempre en el ambiente, las vivencias, los paisajes, la gente, los verdes valles, las coloridas flores, los recios pastores en las punas con sus ganados, los grandes cóndores sobrevolando nuestro caminar y esa combinación sobrecogedora de altas cumbres nevadas con paisajes naturales cuyo recorrido parece no tener fin, harán que en nuestro día final y estando allí, ya extrañemos Huayhuash.

Como toda cadena montañosa, esta tiene varias rutas e incluso ascensiones de moderada dificultad, si la descrita que es la usual ya impone y maravilla, la ruta del paso Glaciar Rasac y la cara oeste del Siulá Grande apasionan aún más, pero esta es otra historia.

Sergio Ramírez Carrascal
www.nuestramontana.com


Guía práctica

Mejor época: entre Abril – Octubre, mejor entre Mayo y Agosto
Duración del trekking: entre 8 y 10 días la vuelta completa y de 5 a 6 días la media vuelta.
Dificultad: moderada, pero siempre estaremos sobre 4 mil metros, se recomienda una buena aclimatacion previa.
Punto más elevado: Paso Cuyoc 5000 m.
Equipo necesario: lo normal para un trekking de altura, zapatillas o botas (de preferencia impermeables) buen saco de dormir y ropa de abrigo.
Permisos necesarios: cada comunidad cobra un derecho de ingreso, existen baños en cada campamento y la piscina de agua caliente a mitad de ruta.
Agencia recomendada: Nuestra Montaña (www.nuestramontana.com).

Artículo anteriorLa venta del Pirineo
Artículo siguienteCuándo hacer el Camino de Santiago
- Advertisment -

Más popular