El senderismo es una gran manera de escapar de la rutina, salir a la naturaleza y dejar atrás el estrés del día a día. Por desgracia, tus experiencias, tus salida y excursiones, pueden desvanecerse con el tiempo. La mejor manera de prevenir esto es llevar un diario de todas tus excursiones y salidas de senderismo.

Diario de senderismo

Tómate un minuto para considerar tu actividad de senderismo más reciente. ¿Qué queda en tu mente? ¿Con quién fuiste? ¿hubo algo espectacular que te impactó? Ahora piensa en la primera vez que fuiste de excursión…, ¿te acuerdas?

Sin lugar a dudas, recuerdas algunas cosas sobre el lugar, la gente con la que fuiste y las rutas. Pero otras no. Las experiencias que has olvidado se pierden a tiempo. Si llevas un diario de senderismo, este no será el caso.

Hay ejemplos famosos de personas que conservan diarios a lo largo del tiempo. Por supuesto, el diario de Anne Franks Diary es un ejemplo. En su diario, Anne documentó los dos años que su familia pasó escondiéndose de los nazis. Pero tu diario será otra cosa —más alegre, por su puesto—, más parecido a un diario de viajes, que te permitirá acordarte de tus experiencias y rutas a medida que pasen los años.

Un buen diario de senderismo cumple con una serie de características. En primer lugar, debe ser compacto para que no tengas que cargar más peso. En segundo lugar, debe ser adecuado para el entorno en que vas a utilizarlo y debes protegerlo de los elementos e inclemencias. Y por supuesto, debe ser un libro en blanco para que lo impregnes de recuerdos, datos y anécdotas.

Rebajas
Moleskine S36255 - Cuaderno de viajes
  • 202 etiquetas adhesivas para personalizar el diario
  • Tapas enteramente grabadas
  • 3 marcapáginas y un doble bolsillo interno de fuelle
  • Otras características: Formato grande, 240 páginas, papel libre de ácidos.

 

Algunos temas y puntos que puedes incluir y que te pueden ayudar a empezar tu diario de senderismo:

1. ¿Con quién fuiste de excursión?

2. La duración y la dificultad de la ruta,

3. A quién conociste e información de contacto sobre estas personas,

4. Las condiciones climáticas,

5. Cualquier cosa importante que ocurrió mientras caminabas,

6. La descripción de la ruta que hiciste y alternativas que quizás desees probar más adelante.

7. Información que se relacione con la ruta que has realizado —historia vinculada, cultura, naturaleza, etc.—

8. Cualquier información interna proporcionada por los lugareños u otros senderistas que conociste.

 

Al final de tu ruta, deberías poder obtener lo siguiente de tu diario:

1. Información de contacto de otros excursionistas que conociste

2. Suficiente detalle de la ruta, como para asesorar a otro senderista o en el caso de volver a realizar la actividad.

3. Recuerdos para reflexionar, hasta si vuelves sobre esa hoja del diario años después, y

4. Algo para transmitir a tus amigos, hijos y/o nietos.

Para aprovechar al máximo tu diario de excursiones, debes escribirlo justo antes de comenzar, durante los descansos, como el almuerzo, y cuando regreses. Siempre es interesante ver las diferentes impresiones que tienes antes y después de una excursión, así como tus cambios de humor a medida que avanza la caminata. En un día miserablemente lluvioso en invierno, el diario hará una buena lectura de ello.

El senderismo es una excelente manera de comunicarse con la naturaleza y pasar un buen rato. Asegúrate de preservar la experiencia con tu diario de senderismo.

LEE TAMBIÉN: