Las actividades de aventura son muy populares por la zona asturiana, y el archiconocido río Sella se caracteriza por ofrecer todo tipo de actividades de este tipo. Descender este río se ha vuelto un atractivo turístico, sobre todo a través de la última parte de este (desde Arriondas hasta Ribadesella), teniendo este último tramo de río más de 15 kilómetros completamente navegables. Las corrientes de esta zona son realmente apacibles, por lo que navegar en canoa es muy apetecible. El Descenso del Sella es un evento internacionalmente reconocido y solicitado que se celebra cada año a principios de Agosto.

También conocido como la “Fiesta de las Piragúes”, el descenso tiene casi 90 años de historia, habiendo sida declarada Fiesta de Interés Turístico Internacional. No solo se practica el descenso, ya que el piragüismo está también muy generalizado. Podrás ser testigo de una fiesta acuática con centenares de personas bajando. Si tienes experiencia querrás ir en piragua, pero si vas por la simple diversión es recomendable que te agencies una canoa multiplaza para disfrutar con tus amigos y familiares. Recuerdo que la edad mínima permitida era de 5 años. Podrás tomar pequeños descansos durante el recorrido para darte un baño o merendar en los diferentes puestos habilitados para ello. Recuerda que es indispensable saber nada para realizar la actividad, ya que la probabilidad de volcar es alta en zonas complicadas. No es una carrera, por lo que cuanto más tardes en recorrer el tramo más disfrutarás. Una vez finalizada la ruta, podrás seguir participando en diferentes actividades.

LEE TAMBIÉN:

SÍGUENOS: TRAVESÍA PIRENAICA está en Facebook



No Hay Más Artículos