¿Buscas la mejor ropa para marcha nórdica, pero no sabes con claridad cómo elegirla? Aquí te contamos cuál es el mejor equipamiento para que la práctica de esta disciplina te resulte agradable y beneficiosa.

Ropa para marcha nórdica: características

La ropa para marcha nórdica deberá tener tres características bien sencillas: debe ser ligera, elástica y transpirable.

  • Ligera. La ligereza es una condición fundamental para la Marcha Nórdica. Si eliges prendas pesadas, deberás saber que sólo servirán para sumar peso a tu cuerpo, restringiendo la libertad de los movimientos. También es bueno que las prendas usadas sean cortas y que no dificulten los movimientos de brazos y piernas. 
ALPINE TS SS de Millet
ALPINE TS SS de Millet
  • Elástica. Esta condición de la ropa para Marcha Nórdica también es bastante importante: una prenda elástica permitirá que brazos y piernas se muevan libremente y mejore la posición de la musculatura. También disminuirá roces que con el tiempo puedan causar lesiones en la piel.
  • Transpirable. Esta es quizás la más importante de las características de la ropa para Marcha Nórdica. Al contar con una prenda transpirable, se asegura la evacuación de la humedad. Cuando se practica un ejercicio, la piel transpira y empapa la ropa. Si se usa una prenda transpirable, la humedad producto del sudor de la piel se secará mucho más rápido, evitando molestias. Es importante saber que el uso de prendas de algodón no es aconsejable, ya que este material tarda mucho más en secarse y se empapa de sudor. 

A la hora de escoger la ropa podemos seguir utilizando la técnica de las capas, tan utilizada en montaña. E ir sobreponiéndolas en función de las condiciones que encontremos. 

Arc'teryx Phase Ar
Arc’teryx Phase Ar

Para la parte superior podemos optar por una primera capa térmica en contacto con la piel. Para condiciones frescas, puede ser de manga larga, tipo al modelo Arc’teryx Phase Ar (ver para comprar), con tejido elástico Phasic AR, una camiseta térmica muy polivalente. Si el tiempo es bueno se puede optar por una camiseta técnica de manga corta, tipo a la ALPINE TS SS de Millet (haz click aquí para ver). Esta primera capa se puede complementar con una chaqueta, siempre que permita el libre movimiento, como puede ser la Berkner Nils, una chaqueta multifunción que puedes utilizar en la práctica del nordic walking. En condiciones lluviosas o de nieve, deberemos irnos a una capa exterior con tejido impermeable, además de transpirable. La variedad es muy grande, pero tenemos modelos de chaquetas desde 115 euros como la Millet Trident 2.5.

Millet Trident 2.5
Millet Trident 2.5

Para la parte inferior se puede utilizar unas mallas largas o cortas, dependiendo de la época del año. Ya veis que siempre nos vamos a prendas que no impidan o dificulten los movimientos. Pueden ser mallas como las Salomon Agile Long Tight (consíguelas desde 56,23 euros) (modelo para mujer) o pantalones ligeros como los Salomon Lightning Race para mujer (Haz click para ver) o los Salomon Bonatti WP (Haz click para comprar) en su versión para hombre.

Salomon Lightning Race WP
Salomon Lightning Race WP

Las zapatillas

Las zapatillas que se usen en la Marcha Nórdica deben ser flexibles, para acompañar al movimiento del pie. Eso sí, si la práctica se realiza en caminos húmedos de tierra, las zapatillas deberán tener algún tipo de adherente para evitar caídas y resbalones.

Salomon Sense Pulse
Salomon Sense Pulse

Hay que considerar que las zapatillas especiales para la Marcha Nórdica son diferentes a las de running, ya que los pies tocan el suelo de manera diferente. Esta zapatilla debe proporcionar un buen agarre hacia adelante y estabilizar el pie para evitar las torceduras. Modelos concebidos para el running como las Salomon Sense Pulse (Haz click para ver) (modelo mujer) tienen características que las hacen también adecuadas como calzado de marcha. 

También es importante que antes de iniciar cualquier recorrido, chequees el estado de las zapatillas: eso incluye las suelas. Esto podrá evitar inconvenientes durante el recorrido.

Otros accesorios

Aparte de la ropa para marcha nórdica, según la duración del recorrido será necesario el uso de otros implementos que faciliten la caminata.

Para transportar objetos

Si el recorrido es corto, no será necesario llevar una mochila: bastará con una riñonera o con un cinturón con bolsillos. Para una marcha corta, se podrán llevar documentos, material de primeros auxilios, una botella de agua y un pequeño tentempié. La riñonera de hidratación Xr Sensibelt de Salomon (desde 70 euros en Amazon) puede ser una buena elección.  

Riñonera de hidratación Xr Sensibelt
Riñonera de hidratación Xr Sensibelt

Si es el caso que el recorrido sea más largo, entonces se deberá llevar una mochila. Es importante que la mochila se ajuste al cuerpo y que cuente con una correa de pecho: esto evitará que se balancee contra el cuerpo y permitirá adoptar una mejor postura. En el mercado existen modelos como la Salomon Trail 10 (Haz click para ver) que resolverán todas nuestras necesidades.

Mochila Salomon Trail 10
Mochila Salomon Trail 10

Dentro de ella, además de la documentación y un kit de primeros auxilios, se podrán llevar más alimentos y más agua: hay que recordar que la hidratación es fundamental en cualquier disciplina.

Los bastones

Los bastones para realizar la Marcha Nórdica suele estar fabricado de aluminio, carbono, o una mezcla de fibra de vidrio, carbono y aluminio.

Los conocedores aseguran que un bastón de carbono garantiza que la amortiguación será mejor que la de un bastón de aluminio, además que es más estable y ligero.

Otro elemento que no debería faltar en un bastón de Marcha Nórdica es el taco de goma. Este debe ser intercambiable y tiene la funcionalidad de absorber los golpes y el ruido del choque contra el suelo.  

En cuanto a su tamaño, no debe ser muy largo, ya que podría obstaculizar el movimiento. Una manera de calcular el largo del bastón puede ser multiplicar la altura de la persona por 0,66, 0,68 o 0,7.  

Leki PaceMaker
Leki PaceMaker

Los principiantes pueden usar bastones de aluminio con punta de acero, mientras que los que realizan la práctica de manera más regular, podrían decantarse por el uso bastones de carbono con punta de tungsteno. El modelo de bastón Leki PaceMaker (ver aquí para comprar) está adaptado a la práctica del nordic walking. 

Protegerse del sol

Cada vez que se realizan actividades al aire libre, es importante protegerse de los rayos del sol. Para esto, se puede usar una gorra con visera, unas buenas gafas de sol y por supuesto, no olvidarse de proteger la piel con una crema solar.  

Marcha Nórdica: ¿qué es?

Especial para cuando hace buen tiempo, la Marcha Nórdica o Nordic Walking es un deporte que consiste en caminar con la ayuda de bastones. Estos bastones son similares a los que se usan en el esquí y permiten que la parte superior del cuerpo trabaje, al tiempo que ayudan a impulsarse, completando el ejercicio.

La Marcha Nórdica se empezó a practicar por los esquiadores de fondo en los años 30 del pasado siglo durante sus entrenamientos en las temporadas de verano y otoño, para llegar al invierno con una buena condición física que permitiera el intenso entrenamiento.

Para finales del siglo XX, específicamente en 1997, se presentó la llamada Marcha con bastones en Finlandia. La particularidad consistía en que se adaptaron los bastones y se desarrolló un sistema de sujeción que permitió desarrollar una nueva técnica.

Marcha Nórdica: ¿qué es? / Foto: ArtificialOG (CC0)
Marcha Nórdica: ¿qué es? / Foto: ArtificialOG (CC0)

Efectos de la marcha nórdica

Similar a otros deportes de resistencia, la práctica regular de la marcha nórdica tiene efectos positivos en el cuerpo humano.

  1. Mejora el 90% de la musculatura del cuerpo.
  2. Mejora la capacidad aeróbica.
  3. Aumenta el consumo de oxígeno.
  4. Mejora la resistencia física.
  5. Mejora la resistencia psicológica.
  6. Retarda el proceso de envejecimiento.
  7. Fortalece el sistema inmunitario.

Técnicas de la marcha nórdica

La práctica de la marcha nórdica tiene, como cualquier disciplina deportiva, una cierta técnica. Las usadas más comúnmente en la marcha nórdica son la metodología de los diez pasos, la original y la Alfa 247, difiriendo entre sí ligeramente.

  • Los diez pasos. Esta metodología se rige por los principios de caminar natural y correcto, alinear el cuerpo correctamente, la estabilidad central, el uso de los músculos abdominales y de la espalda y el uso de los bastones de manera similar al esquí de fondo.
  • Original. Esta técnica, avalada por la World Original Nordic Walking Federation, es muy parecida al esquí de fondo. Igualmente, combina la marcha nórdica con otros ejercicios de fortalecimiento muscular y elongaciones y estiramientos.
  • Alfa-247. Es una variante de la técnica Original. Debe su nombre a los cuatro puntos en los que se basa: A de Andar derecho, manteniendo erguida la columna para mejorar la salud de la espalda, L de Largos los brazos, realizando movimientos amplios que permitan que los músculos del brazo y el tronco funcionen a la perfección, F de Formar un triángulo, resultante de clavar el bastón en un ángulo de unos 60 grados, combinando el apoyo y el entrenamiento y por último, A de Adecuar el paso, adaptando el largo de cada paso a la situación.