Si quieres pasar unas vacaciones inolvidables, presenciando bellos paisajes naturales y en comunión con la flora y la fauna de un paraíso natural, es muy probable que te encante el Valle de Benasque, o Vall de Benás, dependiendo del idioma.

El Valle de Benasque se encuentra dentro de Aragón, en cordillera pirenaica, en concreto en la extensa y profunda comarca de Ribagorza. Quedarás fascinado con los paisajes de ensueño, propios de otro mundo, que ofrece este valle, poblado por el río Ésera.

El Congost de Ventanillo, un fino aunque precioso cañón contenido en el propio valle, contrasta mucho con los Pirineos. El Valle de Benasque puede ser separado en tres partes diferentes, las cuales se pueden diferenciar fácilmente. Podemos encontrar el Benasque Septentrional, el Benasque Medio y el Benasque Meridional, teniendo cada parte un clima y ecosistema notoriamente diferente, aunque siempre podremos encontrar factores comunes entre todas.

La cultura del Valle de Benasque es un poco peculiar, ya que no se magnifica tanto en la parte física sino en la lingüística. El benasqués es un idioma propio de esta región y, aunque puede que puedas pensar lo contrario, sigue usándose ampliamente tanto de forma hablada como de forma escrita. Puede variar ligeramente según en qué zona del valle nos encontremos, formándose así pequeñas unidades domésticas heredables llamadas “llugars”.

La parte más antigua nos ofrece edificios realmente singulares, dada su particular belleza e historia. Estos edificios son, por ejemplo, la Plaza Mayor y la del Ayuntamiento. La parte más reciente ofrece estructuras típicas de esta parte de España y, por tanto, tampoco deben pasarse por alto.

El pirineo aragonés cuenta con numerosos lugares de recreación deportiva alpina, y el Valle de Benasque no es una excepción. Podrás practicar esquí, por ejemplo, en las pistas pirenaicas con un desnivel mayor de 1200 metros en, por ejemplo, las pistas de esquí de Aramón-Cerler.

Cercano al valle tenemos el Parque Natural de Maladetas-Posets, a unas alturas medias por encima de los 1.800 metros, con su altura máxima en los 3.404 metros del Aneto. En el macizo de la Maladeta encontramos el mítico glaciar del Aneto y en el macizo del Posets el glaciar de Llardana.

Resumiendo, en este valle encontrarás todo lo que estés buscando, ya que ofrece desde paisajes estupendos con plantas y animales de ensueño como historia y cultura de la España más antigua y más reciente, sin olvidarnos de la diversión que ofrecen los deportes alpinos.

LEE TAMBIÉN:

SÍGUENOS: TRAVESÍA PIRENAICA está en Facebook



No Hay Más Artículos