¿Cómo comenzar a hacer senderismo de gran recorrido? Tal vez te lo has preguntado muchas veces cuando después de tu caminata diaria quieres siempre algo más, buscar otro nivel, otras experiencias. Comienzas a soñar con transitar por un bello sendero, con conocer parajes, grandes cordilleras, desiertos o zonas inimaginables durante días, semanas o por qué no, meses.

Si esto es lo que deseas, los siguientes consejos básicos te pueden ser de utilidad para saber cómo empezar a realizar largas travesías.

¿Qué debes conocer si te inicias en el senderismo de gran recorrido?

Ruta corta o larga, ¿cuál es la diferencia?

Algunos expertos dicen que un sendero se vuelve “largo” cuando alcanzan distancias de más de 50 km (definición de sendero de gran recorrido de la Fedme), aunque algunos senderistas experimentados consideran esta distancia como un paseo breve. Otros piensan que lograr recorrer cientos de kilómetros durante varios meses de recorrido es lo ideal.

Lo importante es que sea corto o largo la ruta, te sientas bien, fuerte y satisfecho con lograr la meta que te propones y te beneficie tu salud mental y física.

¿Debes ser un atleta experimentado para iniciarte en el senderismo de gran recorrido?

Para nada. Lo ideal sería que antes de iniciarte en el senderismo fueras ya un caminante constante. Sin embargo lo más importante para practicar esta actividad es que tengas una mente fuerte y abierta, una voluntad sólida y una naturaleza flexible.

Muy frecuentemente se ven excursionistas de mediana edad o jubilados, incluso adultos mayores. A menudo se encuentran en una encrucijada en la vida, en busca de nuevos desafíos, nuevas respuestas, deseosos de cambios y de vivir nuevas experiencias. Los senderistas que por ejemplo completan una caminata de más de 600 km tienen una cosa en común: realmente querían hacerlo.

Así que si tienes esta motivación, adelante. ¡Comienza ya!

Prepárate para estar fuera de casa por algún tiempo

Si has tomado la decisión y tu mente tiene este objetivo, puedes buscar senderos clásicos, muy conocidos. Encuentra a alguien en tu misma situación, con tu mismo objetivo, personas que te acompañarán y animarán durante el recorrido. Algunas rutas pueden durar varios meses, otros serán más cortos, todo depende de tus metas y deseos.

Los senderos de Gran Recorrido ofrecen experiencias inolvidables, retos y nuevos lugares por explorar. Te pueden cambiar la vida.

Planifica tu recorrido antes de salir de casa

  • Hazlo cuidadosamente. De hecho puedes pasar más tiempo planeando que en ruta. Deberías comenzar a investigar y planificar tu recorrido tal vez con un año de anticipación para no descuidar ningún detalle.
  • Verifica los permisos que debes reunir (según la zona o país que escojas) y ahorra dinero suficiente para cubrir todas tus necesidades.
  • Busca mapas, información y detalles del sendero que quieres recorrer. La mayoría de los largos trayectos más populares entre los excursionistas están bien marcados y son muy transitados, con lo cual podrás encontrar fácilmente la información.
  • Si lo deseas puedes llevar una brújula o GPS y lleva impresa las guías de senderos y mapas.

Elabora una lista del equipaje que llevarás para tu aventura. Pero en general, no olvides incluir:

Consejos básicos que debes conocer si te inicias en el senderismo de gran recorrido / Foto: Aaron Benson / Foto: Ashim d Silva

Consejos básicos que debes conocer si te inicias en el senderismo de gran recorrido / Foto: Aaron Benson / Foto: Ashim d Silva

¿Es mejor hacer senderismo de gran recorrido solo, con un amigo o formar parte de un grupo?

Quienes aparentemente caminan solos por los largos senderos más populares, normalmente no lo están. En estos trayectos se desarrolla un escenario social maravilloso; una subcultura por llamarlo así. La experiencia de conocer gente nueva e interesante, crear amistades, vínculos de solidaridad y compañía al vivir momentos de adversidad y de alegría, será algo muy usual en estos recorridos. Así que si vas “solo”, realmente nunca lo estarás.

Ahora si estás pensando en ir de excursión con amigos, parientes o tu cónyuge, piénsalo muy bien. Sé muy consciente y realista analizando si tu relación con esta persona o con tu grupo de amigos es lo suficientemente fuerte como para soportar las pruebas y las pequeñas molestias que seguramente surgirán durante varias semanas o incluso varios meses en el sendero.

Si decides ir acompañado, el largo trayecto será motivo de éxito o también motivo de distanciamiento. Será un espacio para conocerse realmente y ver todas las reacciones frente a inesperados retos, largos días de caminata y largas noches en parajes desconocidos.

¿Tendrás inconvenientes al hacer senderismo de gran recorrido?

Todo depende de cómo lo mires y de la planificación que hayas hecho. También de lo dispuesto que estés a afrontar las inclemencias del clima, tu nivel de resistencia, el equipo que lleves y la actitud que tengas.

Con estas consideraciones piensa que muchos senderos largos cruzan por ciudades con servicios médicos y todas las demás comodidades de la civilización. Allí siempre podrás tomarte un descanso y quedarte algunas noches en un hotel. Además en algunos senderos hay una red de algo así como “ángeles del sendero”, personas que te podrán brindar ayuda, consejos, cubrirte alguna de tus necesidades y ofrecerte incluso “golosinas” para que recobres energías.

¿Cómo debes prepararte antes de ir?

Durante el año anterior a la caminata (simultáneo a la planeación de la misma), puedes practicar un programa de entrenamiento constante para mantener el ritmo. Deberá ser bien orientado, disciplinado y con metas claras de caminata que se puedan cumplir a diario para que te acostumbres. Procura que estos entrenamientos los puedas hacer con el mochilero a espaldas para medir tu resistencia y el peso que puedes llevar en el recorrido.

Nunca dejes de alimentarte sana y adecuadamente.
LEE TAMBIÉN: