Equipo básico de esquí de montaña

Equipo básico para el esquí-de-travesía / Foto: Skeeze (pixabay)

El esquí de montaña o travesía es una práctica deportiva que se hace al aire libre, y mayormente en invierno o a comienzos de primavera. En consecuencia, la nieve y el frío hacen que para la práctica de este deporte sean necesarios unos equipamientos especialmente diseñados para el esquí. Encontrarás todos estos materiales en tiendas especializadas en montaña.

El esquí de montaña requiere el uso fundamental de unos materiales que especificaremos a continuación.

Tablas

Tablas de esquí de travesía / Foto: Simon (Pixabay)
Tablas de esquí de travesía / Foto: Simon (Pixabay)

Como es lógico, para realizar esquí de travesía es fundamental tener unas tablas de esquí. Sin embargo, existe una gran variedad de tablas, por lo que tendrás que elegir entre las siguientes según la actividad que suelas practicar:

  • Si sueles realizar ascensos rápidos lo más recomendable es que tengas unos esquís ligeros para que no acumules mucho cansancio. Las medidas más comunes de este tipo de esquís son los siguientes: entre 65 y 75 milímetros de patín, 95 a 110 milímetros de espátula, 79 a 110 mm de cola.

  • Si lo que buscas es disfrutar más de los descensos que de los ascensos, necesitarás un esquí más polivalente. Así, la estabilidad y flotabilidad sobre la nieve se verá aumentada. Si buscas un esquí polivalente la anchura del patín debe ser de entre los 70 y los 95 milímetros. Los modelos de freeride son de 95 a 120 milímetros de ancho.

En el siguiente artículo te explicamos cómo elegir las tablas de esquí de travesía

Pieles de foca

Las pieles de foca son pieles que se colocan en las suelas de los esquís para que solamente se deslicen en sentido ascendente. Así se facilita considerablemente la subida. Podrás encontrar tres tipos de pieles:

  • Pelo sintético: son las pieles más polivalentes y que tienen un muy buen agarre en la nieve dura. Además, su buena durabilidad es un punto a favor.

  • Mohair: estas pieles están fabricadas con lana de cabra, y son perfectas para utilizarlas en nieve fresca. Sin embargo, su agarre no es tan bueno sobre nieve dura.

  • Mixtas: existen pieles que combinan ambos materiales.

Fijaciones

Las fijaciones son los sistemas que unen las botas con los esquís. Existen varios tipos de fijaciones que se adecuan a diversas actividades. Por un lado, están las fijaciones de competición, un ejemplo son las que dispone la marca Dynafit. Son muy ligeras, pero el precio suele ser bastante elevado. Por otra parte, están las fijaciones que son más polivalentes. Por norma general, estas fijaciones posibilitan pivotar el pie para avanzar sobre los esquís. Además, llevan un bloqueo en la talonera para facilitar el descanso de los gemelos.

Botas

Fijaciones para esquí de travesía / Foto: Simon (Pixabay)
Botas y fijaciones para esquí de travesía / Foto: Simon (Pixabay)

Son cuatro las características que diferencian las botas de esquí de montaña de las botas de esquí alpino:

  • Son más ligeras. Como hay que caminar sobre ellas suelen estar fabricadas con materiales más ligeros.

  • Tienen suela de goma. Como una bota de montaña, llevan una suela de goma para cuando la escasez de nieve te obligue a quitarte los esquís.

  • No suelen ser unas botas muy duras.

  • Permiten la movilidad de la caña. Se libera la fijación cuando se asciende, para poder flexionar el tobillo, y se tiene que bloquear para afrontar los descensos con mayor seguridad.

Bastones

Son fundamentales para impulsarse durante los tramos de ascenso. Además, durante el descenso sirven para ser puntos de apoyo. Los bastones de esquí de montaña suelen ser más largos que los alpinos, porque el impulso será mayor.

Mochila

La característica especial de las mochilas de esquí de montaña es que están preparadas para portear los esquís. Como una mochila común existen modelos de diversos tamaños, que son más o menos adecuados según la duración de la actividad que se vaya a practicar. Las mochilas de entre 15 a 20 litros de capacidad para excursiones cortas, y las de más de 50 litros para travesías de dos o más días.

Cuchillas, piolet y crampones

En caso de que no puedas progresar con los esquís, en corredores de gran inclinación por ejemplo, es fundamental estar equipado con piolets y crampones. Así, podrás progresar caminando con seguridad. Por su parte, las cuchillas son unos crampones preparados para los esquís que facilitarán y harán más seguro el progresar en nieve dura.

Equipo de seguridad

Cuatro elementos componen el equipo de seguridad básico:

  • Casco.

  • ARVA: Avalanche Transceiver. Este dispositivo dará tu localización exacta en caso de que te quedes sepultado por una avalancha. Es un aparato fundamental para facilitar las labores de búsqueda.

  • Sonda: la sonda es un palo alargado que servirá para encontrar a la persona que se encuentra debajo de la nieve.

  • Pala: para finalizar las labores de búsqueda una pala será de gran ayuda para desenterrar la persona sepultada.

Ropa

10 Consejos básicos para el Esquí de Montaña / Foto: Brent Olson
Esquí de Montaña / Foto: Brent Olson

Existe una gran variedad de marcas que fabrican ropa técnica y especializada para el esquí de montaña. Todas ellas siguen un patrón: el sistema de capas (ver artículo). En el siguiente artículo te hablaremos de todo lo que tienes que saber sobre la ropa de montaña y la manera de elegir la adecuada.

A continuación, mostraremos las prendas necesarias para practicar esquí de montaña.

Tren superior.

Para mantener el tronco y los brazos calientes son necesarias estas prendas:

  • Capa interior: camiseta técnica. La camiseta que está pegada a la piel será la encargada de mantener el cuerpo seco gracias a la buena transpirabilidad. Se recomiendan los materiales sintéticos y no se recomiendan para nada las camisetas de algodón.

  • Capa intermedia: chaqueta softshell. Esta chaqueta suele ser la más polivalente. Debe mantener caliente el cuerpo, pero también puede ser algo resistente al agua al mismo tiempo que transpirable (una segunda capa que también pueda utilizarse como exterior en algunos momentos).

  • Capa exterior: chaqueta para nieve o cortavientos. Estas chaquetas suelen ser bastante finas y ligeras para su fácil transporte y comodidad. Se recomienda el uso de este tipo de chaquetas en condiciones húmedas donde la impermeabilidad debe ser total.

Tren inferior

Para mantener las piernas y los pies secos y calientes se debe vestir lo siguiente:

  • Ropa interior técnica. Servirán para evacuar el sudor de las piernas.

  • Pantalones softshell. Son los pantalones clásicos y más habituales que se encargan de dar calor a las piernas. Se recomienda que lleven bolsillos para guardar pequeños aparatos como el móvil o el GPS.

  • Pantalones shell. Son las más impermeables. Mantendrás secas tus piernas aunque te caigas una y otra vez a la nieve. Se recomienda que sean ligeras y fáciles de transportar en la mochila.

  • Calcetines. Elige calcetines especialmente diseñados para realizar deporte, y que mantengan los pies lo más secos posible.

Accesorios

  • Buff: esta prenda te servirá para mantener la cara, la nariz y las orejas calientes en situaciones de frío y de viento. Gracias al buff podrás respirar aire más caliente.

  • Gafas de sol: el reflejo del sol en la nieve puede resultar bastante dañino para la vista. Las gafas de sol evitarán ese que sufras el inconveniente de los rayos ultravioleta.

  • Guantes ligeros: los guantes ligeros deben ser contravientos, ya que los tendrás puestos durante la mayor parte de la travesía.

  • Guantes gruesos: cuando la temperatura descienda y los guantes ligeros no sean suficiente hay que ponerse unos guantes más gruesos que aporten calor a las manos.

  • Gorro: muchos estudios demuestran que parte del calor del cuerpo se pierde por la cabeza, por lo que es muy recomendable cubrir la cabeza con un gorro grueso.

No Comments Yet

Comments are closed